miércoles, 23 de noviembre de 2016

Las profesiones reducen su impacto medioambiental

La Cumbre del Clima celebrada en Marrakech que finalizó el pasado viernes 18, destacó entre otros motivos, por un informe revelado en el que se afirmaba que las emisiones mundiales de dióxido de carbono (CO2) se han estacando en los últimos tres años, mientras que la economía mundial ha crecido un 3% de media en el mismo periodo. Un hecho que «marca una ruptura clara y sin precedentes» según los autores del estudio de la Universidad de East Anglia de Reino Unido y el grupo Global Carbon Project. Tradicionalmente, los descensos de emisiones venían como consecuencia de periodos de crisis y menor actividad económica. Sin embargo, el hecho de que la economía pueda crecer y desarrollarse con una menor emisión de gases contaminantes podría estar relacionado con el fenómeno conocido como peak stuff. Un asunto que fue tratado en la revista Profesiones 162 y que será objeto de presentación con base en un estudio en la Actividad Especial de Unión Profesional en CONAMA 2016.

En el ámbito nacional también podemos encontrar algunas tendencias de este comportamiento apuntado en la cumbre climática. El Instituto Nacional de Estadística (INE) actualizaba las estadísticas de sus serie de cuentas ambientales centradas en los flujos de materiales, los impuestos ambientales y las emisiones a la atmósfera. En tal dirección, cabe poner el foco sobre algunos de los datos que arroja o que se derivan de ellos: 

  • Respecto a las emisiones a la atmósfera, la economía española redujo sus emisiones un 19,9% entre los años 2008 y 2014, y al mismo tiempo el valor añadido bruto (VAB) a precios constantes del 2007, cayó un 11,22% entre 2007 y 2014.
  • Por su parte, el subsector de servicios profesionales (grupos CNAE 69-75 y 86-88) disminuyó sus emisiones un 3,92% entre los años 2008 y 2014 mientras que en términos de valor añadido bruto a precios constantes del 2007 aumentó un 0,20% hasta 2014. Por tanto, estamos ante un comportamiento significativo de parámetros sostenibles que va más allá de la moderación causada por la crisis económica. 
  • Asimismo, es preciso referir que las profesiones producen el 0,76% del total de emisiones del conjunto de ramas de actividad en España. Ello contrasta con ser un subsector de servicios que genera casi el 10% del PIB. 
  • En cuanto a los impuestos ambientales, el subsector de servicios profesionales contribuyó con 211 millones de euros en el 2014, un 2,25% sobre el montante de lo recaudado por el conjunto de actividades económicas. Y además, supone un 11% más que en el año 2008. 
  • Por último, otro dato que llama la atención tiene que ver con el consumo nacional de materiales per cápita que ha caído un 52,3% en el periodo 2008-2014. Es decir, de consumir 17,66 toneladas per cápita al año en el 2008 a 8,42 en el 2014.

miércoles, 19 de octubre de 2016

La aprobación del CETA queda pendiente para el 27 de octubre

Sin acuerdo. Bélgica mostró de nuevo ayer, 18 de octubre, su rechazo y disconformidad en el encuentro de los responsables de Comercio de la Unión Europea de los 28 para dar el visto bueno y limar las diferencias del Acuerdo Económico y Comercial (CETA, en inglés) entre la UE y Canadá. Un episodio más que no debería extrañar dado que es sintomático de las tensión y división europea que generan desde su inicio y avance las negociaciones de los tres grandes acuerdos comerciales previstos:

  •  Y, por último, el citado CETA, entre la UE y Canadá, cuyas negociaciones se desarrollaron entre el 2009 y el 2014, y se enfrenta ahora a su ratificación definitiva.


Precisamente, respecto a este último, el tiempo apremia según la comisaria de Comercio de la CE, Cecilia Malmström, que señaló este viernes como día límite para que todos los países de la UE den su conformidad a la firma del acuerdo con los canadienses en la cumbre del próximo 27 de octubre.

Infografía: ¿Cómo ha sido el comercio entre la UE y Canadá? | Statista


El Consejo de Ministros en España autorizó la firma del CETA. Mención a cualificaciones profesionales

Por su parte, en España, el Consejo de Ministros autorizó la firma del acuerdo el pasado viernes, 14 de octubre. En este sentido, es particularmente de interés para las profesiones, la mención que se realizó del tratado según el cual incluirá «mejoras en la movilidad de personal desplazado, como puede ser el caso de personal altamente cualificado o de proveedores de servicios, además de establecer un marco para el reconocimiento de las cualificaciones profesionales»

Un marco de armonización que es una referencia también utilizada en las negociaciones del TTIP tal y como se ha informado en anteriores ocasiones desde Unión Profesional.

Asimismo, se aprobó la autorización del Acuerdo de Asociación Estratégica entre Canadá y la UE que «persigue estrechar los lazos políticos y la cooperación en política exterior y asuntos de seguridad, situando las relaciones en un plano de asociación estratégica, así como ampliar la cooperación en numerosos ámbitos, más allá del comercio y la economía»

viernes, 7 de octubre de 2016

Educación financiera, una cuestión inclusiva y ética

«Proceso por el que los inversores y consumidores financieros mejoran su comprensión de los productos, conceptos y riesgos financieros. A través de la información, enseñanza y el asesoramiento objetivo, se desarrollan las habilidades y confianza precisas para adquirir mayor conciencia de los riesgos y oportunidades financieras, tomar decisiones informadas, saber dónde acudir para pedir ayuda y emprender cualquier acción para mejorar el bienestar financiero». 



Camino de la década después del comienzo de la crisis económica, fruto de una crisis financiera, uno de los ámbitos donde la sociedad aún flaquea —a pesar de familiarizarse a la fuerza con algunos conceptos— es en la destreza y soltura a la hora de comprender el, intencionadamente intrincado, mundo financiero, esencialmente cotidiano. Un asunto que atañe a todos los actores sociales e institucionales. Ese fue el objetivo de la presentación del libro Educación financiera para todos (de libre descarga) que tuvo lugar ayer en la sede de la Comisión Europea en España. Carlos Trias Pintó, ponente del Dictamen del Comité Económico y Social Europeo (CESE) e impulsor del libro, en su segunda edición, apuntó que la educación financiera «tiene que hablar de valores y de ética y debe vincular a la responsabilidad social corporativa e inversión socialmente responsable». Un libro que actúa como guía de experiencias significativas en este ámbito y que contribuye al «esfuerzo pedagógico por explicar adecuadamente los productos financieros a cada perfil de cliente», aseguró Trias. En definitiva, debe implicar al conjunto de la sociedad en su rol de demandante y oferente de esa información. De este modo, se evitaría que haya personas en riesgo de exclusión financiera.

En el acto de presentación, intervinieron diferentes agentes del ámbito financiero. Fernando Tejada de la Fuente, director del Departamento de Conducta de Mercado y Reclamaciones del Banco de España (BdE), expuso que «dos tercios de los hogares no realizan una mínima planificación financiera de sus flujos de ingresos y gastos». Destacó que los beneficios de una mayor y mejor educación financiera se traducen en una mejora de la capacidad y el criterio de los ciudadanos sobre sus decisiones económicas y, por otro lado, en una mejora del funcionamiento del mercado. Además, señaló que ello redundaría en una recuperación de la confianza en las entidades bancarias. Mientras, anunció que el BdE lleva a cabo actualmente una encuesta sobre los conocimientos financieros de la sociedad cuyos resultados se conocerán el próximo año. 

En esta línea, Gloria Caballero Nuñez, subdirectora del Área de Educación al Inversor de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, describió el plan de educación financiera que efectúa conjuntamente con el BdE cuyo fin es «contribuir a la mejora de la cultura financiera de los ciudadanos y de proporcionales las herramientas, habilidades y conocimientos necesarios para adoptar decisiones financieras informadas y apropiadas». Un proyecto de largo plazo que ya cuenta con 29 entidades en un convenio de colaboración para estos objetivos. 

Por su parte, Antonio García del Riego, miembro del CESE en representación de la Asociación de la Banca Española, defendió el fomento de la educación financiera como primordial «para reducir la asimetría informativa entre los oferentes y demandantes». 

Finalmente, Javier Dotz Orrit, miembro del CESE, en representación de Comisiones Obreras, dejó una reflexión en el aire para el presente y futuro, «¿hubiera sucedido esta crisis si hubiéramos tenido más educación financiera?...»

viernes, 23 de septiembre de 2016

Datos económicos favorables para las profesiones


Acaba una semana que ha sido especialmente pródiga en publicación de datos económicos y, en detalle, relacionados con las profesiones. Así, se ha podido corroborar de nuevo la razonable y positiva salud con la que cuentan en materia de empleo, facturación y competitividad internacional. 


Motor de crecimiento en la UE según el Banco Central Europeo 
La máxima autoridad bancaria europea publicaba ayer su sexto boletín económico de este año. En él, señala que el crecimiento del empleo en la eurozona ha sido más intenso de lo previsto desde el año 2013 y destaca a España y Alemania por sus reformas en el mercado laboral. El análisis del documento también arroja una imagen positiva para las actividades profesionales, científicas y técnicas. En concreto, apunta que son la rama de servicios que más empleo ha creado desde el año 2013 seguida muy de cerca por los servicios públicos, donde se recogerían una parte de las actividades sanitarias y servicios sociales. Asimismo, sitúa a las profesiones como una de las que mayor valor añadido bruto ha generado en el mismo periodo (pág. 61 del bolétin). En esta línea, destaca a los servicios profesionales junto con el transporte como dos de los subsectores de servicios que más han contribuido a la recuperación económica. (pág. 61 y 62) 

Mayor competitividad internacional 
Por su parte, conocíamos la Encuesta de comercio internacional de servicios del Instituto Nacional de Estadística (INE) correspondiente al segundo trimestre del año. La nota más significativa se desprende de la desagregación en las exportaciones. Así, los servicios empresariales, en los que se incluyen algunos de los profesionales, fueron la rama de servicios que más exportó en volumen de millones de euros, concretamente, 4.937,1 lo que ha supuesto un 32,3% del total exportado en servicios. Además, ha conllevado un incremento del 9,1% anual, una variación superior al 6,5% del conjunto del sector exportador de los servicios. Por tanto, hablamos de un buen indicador en términos de competitividad para las profesiones.

La facturación y el empleo siguen a buen ritmo 
Por otro lado, también en clave nacional eran publicados los indicadores de actividad del sector servicios (IASS) con los datos de julio por el INE. En ellos, volvió a observarse el buen comportamiento agregado, a pesar de no ser homogéneo entre las categorías contempladas, en facturación y empleo de las actividades profesionales, científicas y técnicas. De este modo, por octavo mes consecutivo han mostrado un ritmo de facturación anual superior al del conjunto del sector servicios, en esta ocasión, con un 3% anual. En cuanto al empleo, registraron un crecimiento en sintonía con los tres meses precedentes por encima del 1,6% anual. Una cadencia superior a la de inicio del año.

viernes, 9 de septiembre de 2016

Dos estudios de esencia colegial para afrontar el nuevo curso

La vuelta de septiembre siempre es compleja. Más, si el periodo de canícula parece haber querido extenderse y acompañarnos por unos días. Ocurre que simultáneamente y, con visos de perdurar más, tampoco es más baja la temperatura en el panorama político, económico y social, sino todo lo contrario. 

A la espera de formar gobierno después de casi un año, que podría costar siete décimas de menor crecimiento entre 2016 y 2017 según el BBVA, persiste el apremio a impulsar una serie de medidas. Para Bruselas o como apuntaba recientemente la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) realizar una reforma de los servicios profesionales se mantiene como una prioridad. Otro de los asuntos que Unión Profesional sigue con particular interés en la medida que pueda afectar a las profesiones es la Asociación Transatlántica de Comercio e Inversión (TTIP, en inglés). En un periodo clave para su posible aprobación, cada vez más son las voces, con Francia y Alemania a la cabeza que se resisten a continuar con las conversaciones.

Por todo ello y más, con el ánimo de seguir fortaleciendo la esencia colegial y cubrirse ante posibles eventualidades, Unión Profesional continúa su labor de desarrollo de estudios de carácter multidisciplinar. Concretamente, en esta ocasión nos centramos en los dos más recientes presentados:


Su finalidad consiste en trasladar la importancia que supondría para las organizaciones colegiales introducir de manera integrada en su funcionamiento la gerencia de riesgos inherentes al conjunto de su actividad. Propone un modelo basado en la filosofía de engranaje del compliance o cumplimiento normativo y la resiliencia cuya gestión estaría condicionada por la identificación previa del mapa de riesgos con sus posteriores cambios, correcciones y adaptaciones, marcados por los resultados de la implementación del modelo. 

Particularmente, se presta especial atención a la responsabilidad penal atribuible a los colegios profesionales de acuerdo a la circular de la Fiscalía General del Estado de inicios de este año. A esto, se añade el análisis de otras normativas que podrían implicar multas, sanciones y expedientes sancionatorios si no se cumplen. Además, el informe va más allá y se detiene en otros riesgos de carácter estratégico y funcional conforme al origen y ámbito de donde emanen que también afectan a las corporaciones colegiales. 

El objetivo de este estudio es proporcionar a las entidades colegiales un conjunto de herramientas que conforman un Cuadro de Mando Integral (CMI), cuya finalidad es visibilizar aún más la labor y el valor de las corporaciones colegiales además de mejorar su capacidad de análisis de la gestión interna. Asimismo, persigue responder a las demandas de información de la sociedad sobre el desempeño de estas instituciones. 

Dicho CMI, se sustenta en cuatro pilares: calibración de la contribución funcional de los Consejos y Colegios de ámbito nacional en su red colegial; valoración de la producción de los bienes y servicios que generan; indicadores clave de desempeño (KPI) en materia de calidad, actividad, economía y gestión y, en recursos humanos; y la adaptación del fondo de comercio para los intangibles de la actividad colegial.

viernes, 22 de julio de 2016

Recomendaciones CEPLIS sobre TTIP: (6/6) Facilitar el acceso a la contratación pública de EE.UU. a las empresas de servicios profesionales europeas

Culminamos la serie de recomendaciones de CEPLIS acerca del TTIP con la última entrega dedicada a la materia de contratación pública. Uno de los asuntos en los que hay más diferencias y parece más difícil desbloquear entre los equipos negociadores a ambos lados del Atlántico.

Tanto es así, que fue abordado de nuevo en la última ronda, la 14ª, celebrada del 11 al 15 de julio dentro del primer pilar denominado acceso a mercados. De este modo, Ignacio García-Bercero, jefe negociador por la UE, señaló que «hemos empezado a consolidar nuestros respectivos textos», si bien, reconoció que es un capítulo de la negociación que se encuentra por detrás en comparación con otros en los que existe más consenso. ¿Cuáles son las estrategias de la UE y EE.UU.? ¿Dónde se encuentra el principal obstáculo? 

Una de las principales causas que explican la dificultad de acuerdo en este área se relaciona con el marco regulatorio americano y la posición contraria de EE.UU. a modificarlo. La conocida ley Buy American Act, establecida desde 1933, dispone que ciertas actividades o servicios, tales como el transporte público o la construcción, solo puedan ser producidos y suministrados por proveedores americanos. De mantenerse así, complicaría enormemente la entrada de empresas europeas en la participación de los concursos públicos de EE.UU. Una fórmula asimétrica, en tanto en cuanto, la UE sí permitiría el acceso de empresas americanas en los mercados de contratación pública europeos. Por tanto, esta situación, también perjudicaría a los profesionales y sus empresas que no podrían acceder con más facilidad al mercado estadounidense y se encontrarían con mayor competencia en los mercados de la UE. Un escenario de clara asimetría de competencia. 

Como ejemplo, si pensamos en empresas españolas o europeas de ingeniería o arquitectura se enfrentarían a una serie de fuertes restricciones para participar en los concursos públicos de EE.UU. Por el contrario, las empresas americanas dispondrían de mayor facilidad para acceder al mercado europeo, pudiendo incrementar fenómenos como las 'bajas temerarias', donde el criterio máximo a valorar para hacerse con el concurso público sería el precio más bajo dejando de lado parámetros como la necesaria calidad. 

Por todo ello, en consecuencia, desde el Consejo Europeo de Profesiones Liberales se realizó la siguiente recomendación: 

Lograr que EE.UU. permita en la misma medida que la UE el acceso a concursos públicos de empresas europeas. De esta manera, se alcanzaría la simetría de facilidad de participación en los concursos y licitaciones públicas de empresas, en este caso, particularmente de servicios profesionales de un lado y de otro del Atlántico.

jueves, 14 de julio de 2016

Recomendaciones CEPLIS sobre TTIP: (5/6) Apartar de la negociación aquellos servicios financiados con presupuesto público

En esta quinta entrega que realizamos sobre las recomendaciones de CEPLIS acerca del TTIP se aborda otro de los asuntos más sensibles también presentes desde el inicio de las negociaciones como es el encaje o no de los servicios públicos en el acuerdo comercial transatlántico. Materia que es tratada en esta semana del 11 al 15 de julio en la 14ª ronda negociadora entre la UE y EE.UU. que tiene lugar en Bruselas. El objetivo fundamental en este nuevo encuentro es un intercambio más intenso de textos a modo de borrador sobre los capítulos abiertos de la negociación y avanzar en los tres pilares establecidos: acceso a los mercados, cooperación regulatoria y normas de comercio. 

No obstante, esta semana Ecologistas en Acción daba a conocer una nueva filtración, esta vez, sobre el capítulo de energía, en el cual se revelan amenazas para el medioambiente —el desarrollo sostenible solo quedaría en un intercambio de buenas prácticas— y las energías renovables donde los gobiernos perderían capacidad regulatoria para fomentarlas. 

En cualquier caso, una vez hecho un breve repaso a la actualidad, nos centramos más detenidamente en las recomendaciones de CEPLIS sobre los servicios públicos.


1. Mantener la independencia de los gobiernos europeos en los servicios que provee

En definitiva, a pesar de que los jefes negociadores como Ignacio García-Bercero por la UE, o la comisaria de Comercio de la CE, Cecilia Malmström, han manifestado que los servicios públicos quedarían excluidos de la negociación, se pretende que este hecho sea ratificado y que la provisión de servicios con financiación pública como la sanidad, la educación y los servicios sociales en conjunto no sean objeto de la negociación. 


2. Contemplar escenarios donde los profesionales son proveedores de servicios públicos 

Asimismo, desde CEPLIS se advierte sobre los distintos escenarios que podrían afectar a los profesionales que son proveedores de servicios públicos: 
  • Dificultad en remunicipalizar servicios: la decisión de privatizar determinados servicios públicos por un gobierno implicaría una serie de dificultades con los intereses privados en materia de arbitraje si se pretendiera volver a remunicipalizar dichos servicios.  
  • Cambios en la gestión privada de centros sanitarios públicos: también habría que contemplar como afectarían cambios motivados por el TTIP a la gestión privada de centros sanitarios públicos, cuyo régimen mixto de gestión implica a profesionales de distintas áreas. 
  • Colaboración de entidades público-privada en un marco difuso: en aquellos centros sanitarios o de educación que están concertados con las administraciones públicas tampoco está clara de manera suficiente su exclusión de las negociaciones. 

jueves, 7 de julio de 2016

Recomendaciones CEPLIS sobre TTIP: (4/6) Dotar de mayor independencia y transparencia al mecanismo ICS. Anteriormente ISDS

Llegamos a la cuarta entrega sobre las recomendaciones de CEPLIS acerca del TTIP, y, en esta ocasión, se aborda uno de los asuntos que más polémica ha generado desde el comienzo de las negociaciones y, que aún no está ni mucho menos resuelto. Se trata del capítulo de los tribunales de arbitraje para protección de inversiones que se dirime entre inversores y Estados.

En este sentido, allá por 2013, el TTIP partió entre sus premisas con el denominado Investor-state dispute settlement (ISDS). Una herramienta ya instaurada en otros acuerdos comerciales internacionales que ha generado numerosos daños a diversos Estados como Uruguay que al proteger con medidas la salud de los no fumadores fue demandada por Philipp Morris exigiéndole 2.000 millones de dólares de indemnización

La polémica y rechazo desde diversos ámbitos de la sociedad civil y sectores a incluir este mecanismo en la redacción final del TTIP, llevó a la comisaria de Comercio de la Comisión Europea, Cecilia Malmström, a presentar en septiembre del 2015 una propuesta no formal sobre dicho instrumento que desde entonces es conocido Investment Court System (ICS). En el borrador este tribunal de arbitraje internacional estaría conformado por dos salas, una de primera instancia y otra de apelaciones y su configuración contaría con 15 miembros nombrados públicamente de los cuales, 5 serían ciudadanos de la UE, 5 de los EE.UU. y el resto de terceros países. No obstante, los jueces designados no serían necesariamente jueces de carrera. 


Por ello, una vez hecho este repaso a la situación sobre este polémico asunto, las recomendaciones de CEPLIS se centraron en las siguientes cuestiones: 

1. Profesionalizar el mecanismo de Investment Court System (ICS) 

En primer lugar, se demanda que los árbitros que designados para componer el tribunal fueran realmente jueces de carrera y, por tanto, no tuvieran ninguna conexión con el sector privado. De esta manera se ganaría en mayor independencia y transparencia. 

2. Atención sobre los profesionales y el ICS 

Se alude también a que deberían contemplarse como abordar escenarios tales como aquellos en los que los profesionales se establezcan inversión empresarial en terreno americano o europeo. Estas situaciones podrían dar lugar a que algún profesional demandará a un Estados si considera que éstos, con sus regulaciones, les afectan su beneficios presentes y futuros. Así, si el profesional pierde la demanda, tendría que indemnizar al Estado o viceversa. 

3. Permitir que los Estados también puedan demandar en el ICS 

Por último, se propone que los gobiernos de los estados miembros de la UE tengan también la posibilidad de imponer demandas en el tribunal ya que según la redacción actual de las propuestas que se manejan, solo pueden hacerlo los inversores.

jueves, 30 de junio de 2016

Recomendaciones CEPLIS sobre TTIP: (3) Mayor papel para las organizaciones colegiales en las negociaciones

En esta tercera entrega sobre las recomendaciones de CEPLIS acerca del TTIP, nos centramos en el eje que debería engranar las negociaciones: un proceso de interlocución activo vertical entre las profesiones y las autoridades; y horizontal, entre las propias organizaciones de profesiones a ambos lados del Atlántico.

Todo ello, en un escenario como el actual en el que no perdemos de vista la actualidad en relación al impacto sobre las negociaciones que puede suponer el Brexit.

En este sentido, Francia ya ha manifestado aún más sus reticencias a continuar con las conversaciones, mientras que la comisaria de Comercio de la Comisión Europea, Cecilia Malmström, viajaba el 28 de junio a EE.UU. para impulsar el TTIP.


1. Establecer un canal de interlocución de las profesiones con las instituciones europeas y americanas

Es conocido que una gran variedad de sectores de la economía tienen canales de comunicación más directos con los responsables de las negociaciones en los acuerdos comerciales y ejercen una presión para conseguir sus intereses. Para las organizaciones colegiales europeas no tendría que ser necesario ni siquiera ejercer funciones de lobby para trasladar su visión y preocupaciones. Por ejemplo, su particular régimen de corporaciones de derecho público en España reconocidas por la constitución debería situar al conjunto de los colegios profesionales como un interlocutor válido en las conversaciones de un acuerdo comercial donde las profesiones suponen alrededor de un 10% del PIB de media en la Unión Europea. 

Por ello, se pretende que la comunicación sea más bidireccional durante el transcurso de las negociaciones y, posteriormente, una vez se firme el acuerdo.


2. Fomentar un mayor diálogo entre las profesiones a ambos lados del Atlántico

Asimismo, en relación con el punto anterior, si se establece adecuadamente un canal de interlocución activo vertical entre las organizaciones colegiales europeas de cada país con las autoridades de la Comisión Europea, también sería necesario vías de interlocución horizontal entre las corporaciones profesionales americanas y europeas

El objetivo, más allá de las reuniones que habría previstas para abordar el reconocimiento mutuo, sería acompañar un proceso de adaptación más óptimo que permitiera detectar y abordar problemáticas relacionadas con el ejercicio profesional con mayor rapidez, efectividad y, sobre todo, con consenso.

lunes, 20 de junio de 2016

Recomendaciones CEPLIS sobre TTIP: (2) Articular un reconocimiento mutuo de cualificaciones profesionales seguro y de calidad


Fuente imagen: mastermas.com 
Continuamos con el repaso a las recomendaciones de CEPLIS sobre el TTIP esta semana con un punto que se presenta como esencial si se aprueba el acuerdo. Nos referimos a la armonización del ejercicio profesional y la forma en que se pretende llevarla a cabo. La premisa es clara: articular un reconocimiento mutuo de cualificaciones profesionales con los mayores estándares de control y seguridad. 

  1. No armonizar a la baja los estándares de ejercicio profesional 

Actualmente, según afirman los jefes negociadores del acuerdo, como José Ignacio García-Bercero, el proceso de armonización para el ejercicio de las profesiones que se ha comprometido es el reconocimiento mutuo de las cualificaciones profesionales. 

En este sentido, para esta labor de reconocimiento se persigue articular un marco dirigido por las profesiones a ambos lados del Atlántico a través de un comité con pautada periodicidad. «Este comité se activa para las distintas profesiones sobre la base de un informe que elaboran las profesiones que consideran que hay un interés en cerrar un acuerdo de este tipo» como señaló Antonio José Fernández-Martos, director general de Comercio Internacional y de Inversiones del Ministerio de Economía y Competitividad en la sesión que Unión Profesional organizó el pasado 25 de noviembre sobre el TTIP. 

En consecuencia, desde CEPLIS se justifica que los estándares de armonización sobre el ejercicio profesional no se rebajen y se mantengan en sus niveles óptimos. 

2. Aclarar la cualificación que da acceso al ejercicio de una profesión liberal 

Dentro de este apartado, se alude a que se realice un análisis profundo y detallado del volumen de titulaciones tanto en EE.UU. como en la UE que, con sus particularidades —duración, actividad, de profesión regulada, etc.— dan acceso al ejercicio profesional. 

Por ello, desde CEPLIS se defiende que «se procure un consenso sobre las cualificaciones de las que debe disponer un candidato proveniente de una de las partes para acceder al ejercicio de una profesión en la otra parte».